INTI Lidera el Salto Tecnológico de Argentina en Tecnología Industrial a Través de la Impresión 3D

1
509

En el centro de Buenos Aires, hay un enorme, hermoso parque – casi tan grande como el Central Park en Manhattan – que está totalmente cubierto por wi-fi. Todo lo que hay que hacer para usarlo es conectarse y hacer clic en “Estoy de acuerdo con los términos”. Ni el Central Park, ni Hyde Park, en Londres, ni Parco Sempione en mi ciudad de Milán están cubiertos o siquiera parcialmente cubiertos por wi-fi. A menudo, el proceso de registro y conexión es largo y complicado. El wi-fi en este parque en Buenos Aires es un ejemplo de salto tecnológico, que es la razón por la cual, por ejemplo, Kenia tiene el mayor número de teléfonos móviles por habitante en el mundo.

inti

INTI, el Instituto Nacional de Tecnología Industrial, es la herramienta con la que Argentina pretende saltar a la tecnología de fabricación digital. Para una nación tan grande, Argentina no tiene actualmente una industria de fabricación generalizada. Otros países sudamericanos como Brasil y Chile están más avanzados en este frente. Sin embargo, Argentina tiene un alto nivel de creatividad y un sector de la impresión 3D de bajo costo floreciente. Uniéndolos con la investigación que se lleva a cabo en el INTI en ciencia y tecnología de materiales, mecánica, micro y nano-electrónica y diseño de productos industriales, el gobierno argentino ahora quiere establecer una base de conocimientos tecnológicos generalizada para los procesos de industriales avanzados de impresión 3D.

inti2

Con respecto a esto, las limitaciones a la importación diseñadas por el gobierno de los Kirchner han facilitado tanto el crecimiento de la impresión 3D aplicando correctamente el concepto de fabricación distribuida (si no se puede importar, entonces hay que producir localmente). La relación de precios entre imprimir en 3D una pieza localmente y la importación fue inmediatamente favorable para la impresión 3D, incluso para productos que no tienen la misma relación de precio en otras partes del mundo.

inti impresion3d

Con el fin de impulsar el crecimiento orgánico de la impresión 3D en la Argentina, el INTI ha estado llevando a cabo varios proyectos educativos, de investigación y de organización. Si bien Argentina no es un país con una industria manufacturera grande, es rica en diseñadores e ideas creativas. De este modo las actividades del INTI se extienden y desarrollan a través de varios centros descentralizados de I + D que trabajan juntos según lo demande cada proyecto. Uno de esos centros es el de Diseño Industrial, con su Laboratorio de Materialización. El laboratorio trabaja en varios proyectos con el objetivo de dar a conocer en todo el país las posibilidades que ofrece la impresión 3D. Uno de ellos es el Mapa de i3D, que mapea con precisión los servicios comerciales y las instituciones que llevan a cabo actividades de impresión 3D en toda la Argentina.

inti mapa

Otra es mediante el desarrollo de programas educativos. Esto incluye la publicación de un documento, Panorama de la i3D, que describe las posibilidades que ofrece la impresión 3D en varios campos de aplicación, incluyendo el desarrollo de servicios médicos, dentales y de producto. Las actividades también incluyen el desarrollo de un programa educativo, en colaboración con el fabricante local de impresoras 3D de escritorio Kikai Labs, para crear modelos de productos complejos de código abierto (como el auto de la imagen) que se pueden utilizar para enseñar a las generaciones más jóvenes sobre cómo para utilizar la impresión 3D en sus proyectos.

inti kit

La inversión más importante llevado a cabo en el centro de Diseño Industrial es la reciente compra de un Stratasys Objet Connex 500 3, la impresora 3D de múltiples materiales. Esto permite a los investigadores estudiar con precisión las complejidades de la impresión 3D de múltiples materiales y compartir este conocimiento con los empresarios interesados ​​en invertir en este campo.

inti connex 500 stratasys

Otra área de interés principal para el INTI se ha identificado en la ciencia de materiales. El Centro de I+D de Plásticos con sus laboratorios químicos y mecánicos tiene acceso a una amplia gama de máquinas que se pueden utilizar para recopilar datos sobre una amplia gama de materiales. También está trabajando activamente en varios proyectos spin-off que se centran en la sustentabilidad. Uno, en asociación con Enyetech, aborda el desarrollo del primer filamento de PET del mundo producido enteramente de botellas post-consumo.

inti guidoi palazzo
Guido Palazzo – INTI

Los complejos procesos necesarios para reciclar botellas usadas y otros desechos de plástico con el fin de producir plástico de alta calidad para la impresión 3D fueron puestos a punto aquí en el Centro de Investigación y Desarrollo para la Industria Plástica. Posteriormente fueron utilizados en combinación con la impresión 3D para desarrollar un negocio sostenible que también es muy beneficioso para el medio ambiente. De hecho, muchos de los proyectos que se llevan a cabo en INTI-Plásticos y que se centran en los materiales están muy ligados a la sustentabilidad. Otro ejemplo es el proyecto PHBottle, en colaboración con la Unión Europea, que tiene como objetivo crear envases directamente a partir de materiales en aguas residuales y celulosa reciclada directamente de los subproductos de la fruta.

Otros estudios sobre impresión 3D se llevan a cabo en el Centro de I+D en mecánica, donde los investigadores trabajan en un robot delta de construcción propia poniendo foco en la optimización del proceso. Esto está en línea con la filosofía Open Source Lab descrita por el profesor Pearce en Michigan Tech, donde también utilizan la impresora 3D para producir piezas que se pueden utilizar para arreglar y sustituir los equipos de laboratorio en el propio centro de mecánica como también a lo largo de todo el Parque Tecnológico. Esto se debe a la que la impresión 3D interna de piezas es mucho más accesible que comprarlas; esto hace que todo el instituto sea más autosuficiente y capaz de llevar a cabo proyectos más avanzados. La idea es ayudar a los emprendedores a construir una industria de fabricación digital casi desde cero, pero aprovechando el conocimiento de fabricación optimizado, distribuido y sostenible del nuevo milenio. Esto es lo que significa un salto tecnológico.

 

Traducción: Guido Palazzo (INTI)

1 Comentario

Dejar respuesta